Mundo Obrero
PÁGINA PRINCIPAL : :  ARCHIVO : 2012 : 2011 : 2010 : 2009 : 2008 : 2007 : 2006 : 2005
Correspondencia sobre artículos en Workers World/Mundo Obrero pueden ser enviadas a:
[email protected]

Después de 58 días de huelga y toma

Estudiantes ganan en la universidad de Puerto Rico

Por Berta Joubert-Ceci

Cantando jubilosamente “¡Victoria, victoria, victoria para la historia!” y “Once recintos, una UPR!”, los/as estudiantes de la Universidad de Puerto Rico en el día 58 de su huelga, salieron de una sesión final de negociación con la Junta de Síndicos luego de haber logrado un acuerdo. Después sería ratificado en una asamblea de todos/as los/as estudiantes en conjunto.

¿Qué se logró?

La Junta aceptó las cuatro demandas principales de los/as estudiantes: no habrá Certificación 98, que habría eliminado las exenciones de matrícula para estudiantes que también reciben la beca federal Pell de EEUU por excelencia académica; no se privatizarán los recintos bajo la ley neoliberal de Alianzas Público-Privadas del gobernador Luis Fortuño, un intento por parte del actual gobierno pro estadista de privatizar el patrimonio de Puerto Rico; no habrá cargos contra los/as estudiantes, profesores/as y trabajadores/as que, en ejercicio de su libertad de expresión y de reunión, participaron en numerosas manifestaciones durante la huelga; y no se impondrá una cuota especial en agosto que habría duplicado la matrícula .

La administración de la UPR, respaldada por Fortuño, sigue decidida a aumentar la matrícula. La declaración escrita de la Junta de Síndicos dice que “la Junta de Síndicos considera necesario el establecimiento de una cuota a partir de enero de 2011”.

Pero los/as estudiantes están igualmente decididos/as a defender la educación pública. Incluyeron una declaración diciendo que “los acuerdos antes mencionados no deben entenderse como una aceptación” de la cuota por los/as estudiantes. Ellos/as han declarado públicamente que seguirán organizando, defendiendo la educación pública en contra de cualquier intento por aumentar la matrícula en el mes de enero.

Esto era necesario para romper el estancamiento que había impedido la conclusión de la huelga. Permitió reabrir la universidad y que los/as estudiantes terminen el semestre.

¿Cuáles fueron los obstáculos ?

Es interesante observar que la mayoría de las demandas de los/as estudiantes no han cambiado desde que comenzó la huelga. Tanto el presidente de la UPR José de la Torre y la presidenta de la Junta de Síndicos, Ygrí Rivera habían adoptado una posición totalmente intransigente en contra de los/as estudiantes, impidiendo así una negociación efectiva. Tomó la imposición de un mediador por el Tribunal Superior para obligar a la JS a negociar. El mediador, Pedro López Oliver, un ex juez del Tribunal de Apelaciones, cuyo hijo está en la Escuela de Derecho de la UPR, fue aceptado por los estudiantes y la JS. Esto ayudó a llevar a toda la Junta de Síndicos a la mesa, una de las demandas de los/as estudiantes, quienes acusaban a Rivera de hablar en nombre de toda la Junta, mientras que ella les mantenía en la oscuridad.

Resultó que ese era el caso. Una vez que todo el colectivo de síndicos estuvo involucrado en las negociaciones, la mayoría se opuso a Rivera y votó por aceptar las demandas de los/as estudiantes.

Ygris Rivera ha sido una pieza clave que representa la administración derechista de la isla. Ella es muy conocida por su colaboración con los gobiernos más represivos. En la década de 1970, fue asesora especial del entonces gobernador Carlos Romero Barceló en el área de “seguridad pública”. Eran los años en que un agente encubierto del FBI engañó y asesinó a dos jóvenes independentistas inocentes en lo que se conoció como el Caso del Cerro Maravilla. Ella ahora continúa ese papel anti pueblo, anti progresista y en contra de la independencia a través de su trabajo como presidenta de la JS.

Esto pone de relieve el papel crucial de la administración colonial en esta huelga. Fortuño mismo había declarado que la cuota era necesaria. Los/as estudiantes sin embargo, siempre han declarado que el déficit de la UPR no surgió únicamente de la fallida administración fiscal pasada y presente. Ellos/as han resaltado la falta de recaudación de millones de dólares adeudados a la UPR por los diferentes organismos gubernamentales y no gubernamentales y sobre todo, el recorte de los fondos bajo la Ley 7 de Fortuño.

Esta ley, impuesta para hacer frente a la crisis económica de Puerto Rico, en efecto recortó la financiación del 9,6 por ciento que por ley se provee a la UPR de todos los recaudos del gobierno. Fortuño, dicen los/as estudiantes, quería declarar la UPR insolvente, facilitando así la privatización bajo el plan neoliberal de Wall Street para la isla. La ley respalda un plan para pagar a Wall Street una oscura cifra de $700 millones que supuestamente le debe la UPR en bonos emitidos para la construcción de edificios costosos y otros gastos no revelados.

Una de las reivindicaciones iniciales de los/as estudiantes era que la administración abra los libros financieros. Hasta la fecha, la administración se ha negado.

La Asamblea Nacional, la ‘ruta para la historia’

El acuerdo fue discutido en una Asamblea Nacional el 21 de junio en un estadio en la ciudad de Ponce. Autobuses y caravanas de autos convergieron en lo que los/as estudiantes han llamado la ‘ruta para la historia’. Estudiantes de los 11 recintos estuvieron presentes para ratificar el acuerdo y discutir las acciones futuras y las perspectivas para el próximo año académico.

Shirley Rosado, presidenta del Consejo de Estudiantes del Recinto de Ponce, estaba ocupada preparando la asamblea. Ella le dijo a WW/MO: “Estamos coordinando la Asamblea Nacional que es clave para terminar con la huelga que hemos tenido durante 58 días. Tenemos responsabilidades que cumplir para terminar el semestre. Sin embargo, los y las estudiantes han demostrado y han expresado a la administración la preocupación que tenemos y que hemos estado y seguiremos estando vigilantes sobre todo lo que sucede en la UPR y estaremos en alerta para la defensa de la educación superior pública”.

Las asambleas han sido una parte esencial de la huelga; las voces de todos/as los/as estudiantes son escuchadas y tomadas en consideración por el Comité Negociador Nacional. Por eso ahora hay un esfuerzo de los miembros derechistas de la Legislatura miembros del gobernante pro estadista Partido Nuevo Progresista, para destruir esa capacidad. Ellos están proponiendo un proyecto de ley que daría por concluida las reuniones públicas y remplazarlas con un sistema de consultas en secreto, por correo electrónico, a fin de evitar la asamblea de los/as estudiantes.

Historia de lucha en la UPR

No tendrán un camino fácil, como se ha demostrado por los/as estudiantes.

El cuerpo estudiantil de la UPR tiene una rica historia de conciencia de clase y lucha anti-colonial. Muchas huelgas y movilizaciones famosas se han celebrado allí.

Papo Coss, un veterano de la UPR en los años setenta, recuerda la lucha de 1973. En un correo electrónico distribuido a través del Internet escribe, “La Huelga Nacional del 15 de Octubre de 1973, del movimiento estudiantil universitario también fue victoriosa. Duro treinta días porque el tercero por la noche, la Fuerza de Choque de la Policía invadió y nos expulsó del Recinto de Río Piedras. Entonces tomamos el Edificio de la Residencia de Varones durante un mes, donde se celebraron decenas de actividades educativas, foros, charlas, artísticas, deportivas, etc. Se paralizaron todos los recintos públicos y algunos privados en solidaridad, como la Universidad Interamericana y la Católica”.

Una cosa es segura: en Puerto Rico, bajo las condiciones críticas actuales, la lucha continuará.

La autora visitó el Recinto de Río Piedras a finales de mayo. Puede comunicarse a través de [email protected]


: :  MUNDO OBRERO : :  NOTICIAS EN INGLES  : :