Nueva Central de Trabajadores de México a la ofensiva

Si el 1ro de enero de 1994 las y los heroicos rebeldes indígenas de Chiapas bajo el EZLN lanzaron el grito de lucha tras la entrada en vigor del TLCAN; hoy en 2017 una considerable parte del pueblo mexicano se encuentra en diversas luchas de resistencia. Muchas de las cuales han sido por el efecto causado por ese nefasto TLC que llevó a México ser una neocolonia del capital internacional, predominantemente estadounidense. Habiendo perdido su soberanía económica, México se encuentra a merced de Wall Street y por consecuencia, a la crisis del gran capital liderado por los EUA.

Pero el deterioro económico y social resultante, lo que ha provocado – aparte de la miseria y la consecuente migración hacia el “gigante del norte” – es una indignación y un fuerte deseo de lucha popular. Desde la lucha del magisterio y los mineros, pasando por la de justicia por los 43 de Ayotzinapa, hasta las recientes y multitudinarias protestas extendidas por el país contra la imposición hasta de un 20 por ciento de aumento en el precio de la gasolina – denominado “el gasolinazo”, el pueblo se ha estado manifestando en las calles.

Como escribió la compañera Teresa Gutiérrez en su artículo “Advertencia a Trump: Critique a México, se provoca revolución en la edición del 1ro de febrero de Workers World-Mundo Obrero, “México está maduro para el cambio revolucionario. El gobierno mexicano podría ser derribado en cualquier momento si no fuera por los miles de millones que los EUA envían bajo el pretexto de combatir las drogas”.

Es en este contexto histórico que se celebró el pasado 27-29 de enero, el II Congreso Ordinario Nacional de la Nueva Central de Trabajadores de México. En comunicado de prensa, José Humberto Montes de Oca Luna, Coordinador de la Estructura Ejecutiva y Secretario del Exterior del Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) dijo: “Con la presencia de una importante delegación de invitados internacionales de Brasil, Argentina, Uruguay, Estados Unidos, Nicaragua, Australia y Suiza, así como de cerca de 300 delegados de más de 50 organizaciones provenientes de 20 estados de la República, culminó exitosamente nuestro Segundo Congreso”.

Previo al congreso, se envió ampliamente el documento “Acerca de la situación actual” para el análisis y discusión política. Luego de un análisis de la crisis capitalista, se exponía la situación nacional, terminando con la “Táctica de la NCT en la coyuntura del 2017”.

Algunas de las resoluciones incluidas en el comunicado ilustran la esencia de esta nueva central. Entre ellas destacan:

Un pronunciamiento “en contra de Donald Trump por su política anti mexicana, racista, anti inmigrante, misógina y retrógrada, a partir de su discurso proteccionista y neonazi.

  •      Rechaza tajantemente el gasolinazo impuesto por el gobierno de Enrique Peña Nieto y se compromete a apoyar las protestas populares… proponiendo que el 5 de febrero se realicen Asambleas Populares en todas las plazas públicas para organizar una gran Jornada Nacional de Lucha, un Día Nacional de Protesta el 16 de febrero próximo…
  •      Se solidariza con las principales luchas y exige la aparición con vida de los 43 normalistas de Ayotzinapa…
  •      Lanzar una Campaña de Afiliación individual y directa de los trabajadores y trabajadoras no organizados …, que estén dispuestos a formar Sindicatos o Comités de Lucha para sumarse a la Nueva Central…
  •      Asimismo realizará una campaña de organización de la juventud trabajadora.
  •      Apoyará las luchas de los migrantes mexicanos en EUA, con quienes buscaremos una coordinación binacional, para luchar conjuntamente contra las deportaciones masivas que pretende realizar Donald Trump.
  •      Convoca a la Jornada Internacional por un paro de mujeres el próximo 8 de marzo, realizando una gran movilización en contra de los feminicidios y por los derechos de la mujer”.

Además, incluye solidaridad con las luchas de los pueblos latinoamericanos contra el neoliberalismo y la ofensiva Trump. Termina el comunicado diciendo que “La NCT comienza una nueva etapa en su construcción por la emancipación social, política y económica de la clase trabajadora de México y el Mundo”.

¿Cómo surgió la NCT?

En el año 2011, durante una Conferencia Nacional Sindical, el SME presentó una ponencia titulada “Por una nueva central de trabajadores del campo y la ciudad”, lo que luego de debates, hizo surgir la propuesta de construcción de una central incluyente, democrática y clasista que aunara los diversos sectores de la clase obrera.

La propuesta del programa se ha basado en un análisis profundo de la situación en México, no sólo desde el TCLAN, sino históricamente desde la revolución del 1910-17, dentro del contexto internacional y de los avances del capitalismo hacia formas más depredadoras. El programa completo se puede leer en nuevacentral.org.mx.

Es importante destacar el carácter clasista de esta Central y su compromiso por la unidad de las fuerzas progresistas mexicanas, el esfuerzo por la formación ideológica representado en dos escuelas de formación sindical apoyadas por la Fundación Rosa Luxemburgo, y el trabajo de diseminación política a través de su periódico y la utilización de los medios sociales virtuales.

La NCT se describe como una central autónoma, democrática, solidaria, internacionalista, independiente y anticapitalista. La componen 60 organizaciones, entre las cuales se encuentran dos centrales sindicales que agrupan 12 sindicatos. Además de una Confederación de organizaciones cooperativistas, Alianza Cooperativista Nacional, con cerca de 200 cooperativas.

Montes de Oca le comentó a WW-MO: “El Congreso fue exitoso en tanto pudo congregar 50 organizaciones sindicales y populares de 22 estados de la República, pero sobre todo por sus definiciones políticas que nos permitirán lanzar una nueva etapa de construcción que incluirá la organización de los trabajadores no organizados, resaltando el papel fundamental de las mujeres y jóvenes en este proceso”.